Tren de Alta Velocidad Sapsán

Sólo ida Ida y vuelta Múltiples ciudades
Fecha de viaje
1 pasajero
Fecha de viaje
Fecha de viaje
1 pasajero
Fecha de viaje
Fecha de viaje
1 pasajero

El Primer Tren de Alta Velocidad en Rusia

El elegante halcón peregrino, en su famoso picado de caza, alcanza velocidades de 330 kilómetros por hora (205 millas por hora), lo que lo convierte en el animal más rápido en tierra y aire. En diciembre de 2009, los Ferrocarriles Rusos (RZhD) puso en servicio el "Sapsan" (halcón peregrino en ruso). Aunque actualmente sólo alcanza una velocidad máxima de 250 kilómetros por hora (155 millas por hora), cuando las nuevas vías de alta velocidad sean construidas entre San Petersburgo, Moscú y Nizhny Nóvgorod, los trenes eléctricos Siemens Velaro RUS EVS podrán duplicar la velocidad máxima del ave que les da nombre.

Las ventajas del tren rivalizan con el avión por su mayor comodidad. Aunque el tiempo de vuelo entre el Aeropuerto Pulkovo, a las afueras de San Petersburgo, y uno de los siete aeropuertos de Moscú (Sheremetyevo, Domodedovo, Vnukovo, Myachkovo, Ostafyevo, Bykovo, and Ramenskoye) es de sólo una hora y el del ferrocarril, actualmente, de cuatro, con frecuencia los pasajeros pasan tres horas o más desplazándose desde el centro de la ciudad hasta el aeropuerto y viceversa. Con el Sapsan, los pasajeros sólo tienen que ir por la mañana a la Estación de Moscú en San Petersburgo y para el mediodía habrán llegado a su destino: la Estación de Leningrado en Moscú.

Lejos queda el arduo trayecto Moscú-San Petersburgo que los viajeros tenían que soportar cuando la primera vía fue construida en 1851. El tren se demoraba hasta dos días, plagados de baches a lo largo de kilómetros de nieve y colinas. El viaje a bordo de este tren EMU es tan cómodo como lo sería en un cercanías moderno en cualquier otra parte del mundo. (En el EMU o tren eléctrico de unidad múltiple, cada vagón cuenta con su propio sistema de propulsión. La potencia combinada permite al tren desplazarse a una velocidad extraordinaria, así como acelerar y frenar con mayor seguridad).

Aparte de su velocidad, el Sapsan cuenta con todos los requisitos de un tren de categoría gran confort. Mientras que los asientos cómodos en un avión están reservados para la primera clase y la clase business, los asientos en primera y segunda del Sapsan tienen un nivel de confort idéntico a estos. Sin embargo los asientos de primero clase cuentan con espacio extra para las piernas y acceso a la red WiFi. Este servicio ha visto aumentado su demanda (y expectativas) exponencialmente puesto que los trenes entraron en servicio. Intentando mejorar la calidad del viaje en avión, el Sapsan ofrece check-in automático, al igual que cualquier aeropuerto. Las reservas pueden hacerse cómodamente a través de internet y para el embarque sólo es necesario el pasaporte: el número se registra cuando el pasajero compra el billete.

Atrás quedaron, como era de esperar, la falta de cortesía del servicio de la época soviética: han sido sustituidos por empleados capaces de dar un trato al cliente propio de nuestro tiempo, que redefinen el significado de un viaje de lujo en Rusia. Los compartimentos están impecables y mantenidos en buen estado. Y, a diferencia del avión, puede acceder a su equipaje si lo necesita.

El Ministerio de Transportes ruso está en negociando el posible empleo del Sapsan RUS EVS a lo largo de una extensa línea de nuevas vías de alta velocidad que se extenderían por Eurasia, eliminando los atascos en los aeropuertos nacionales, mejorando la eficacia en los desplazamientos de empresarios en trayectos interurbanos y proveyendo más opciones en clase gran confort para aquellos que quieran descubrir este gran país por sí mismos. Considerando las velocidades que este tren es capaz de alcanzar, la idea de una vía bajo el estrecho de Bering que comunicarse con Norte América no parece disparatada, después de todo.